CÓMO MANTENERTE ACTIVA PARA TUS HIJOS Y NIETOS

Mother and Children Playing in Field

Este es un tema que seguro a todas las mujeres de 30 años en adelante les interesa: cuando comienzas a tener hijos y nietos no es un buen momento para que tu energía disminuya. Con grandes cargas de trabajo, jornadas largas y otras actividades una queda agotada y al llegar a casa lo único que quieres es descansar, pero una vez que hay hijos y nietos de por medio no te puedes dar el lujo de hacerlo, ni un segundo. Por eso, aquí te dejamos algunos consejos para que te sientas más activa todos los días:

1. Duerme bien, es necesario. Muchas de las razones por las que no tenemos suficiente energía es porque no duermes el número de horas que deberías. Intenta dormir entre 6 y 8 horas seguidas para que tu cuerpo descanse completamente.
2. Ejercítate diariamente. Hacerlo te ayudará a dormir mejor y, por ende, podrás levantarte con más energía en la mañana. Además, el ejercicio es un estimulante natural y te hace secretar endorfinas, lo que hará que te sientas feliz y con más energía el resto del día.
3. Empieza el día con un buen desayuno. Seguramente esto te lo dicen desde que eres pequeño, pero es algo muy cierto. Si comienzas tu día con un buen desayuno tendrás la energía suficiente para todo el día.
4. Come alimentos que te den energía. Existen varios de ellos que te dan energía de forma natural, como las nueces, la mayoría de los cítricos (naranjas, limones, mandarinas, etc.), cacao, brócoli, plátanos y aceite de oliva, entre otros.
5. Toma hierro y vitamina C. El hierro transporta el oxígeno por tu cuerpo, lo que te permite tener más energía, así que si te sientes continuamente cansado y sin energía, es posible que te falte hierro. El consumo de la vitamina C ayuda a que absorbas mejor el hierro.
6. Bebe mucho agua. La deshidratación es una de las causas del cansancio, tienes que hacer el esfuerzo por tus hijos y nietos y tomar más agua durante el día.
7. Elige alimentos con bajo índice glucémico. Los carbohidratos complejos, como las frutas, cereales, verduras o el pan integral son la mejor opción.
8. Consume más fibra soluble. Es la que hace que la absorción de los azúcares sea mucho más lenta y, por lo tanto, que se equilibren más tus niveles de energía. Algunas opciones son los frutos secos, cereales, frutas, verduras y la avena.
9. Tomate un día sabático. Si tu trabajo no te lo permite puedes escoger uno del fin de semana y hacer lo que tu quieras. Si haces esto, al día siguiente arrancarás con mucha más energía.
10. Socializa. Cuando tienes mucho trabajo y responsabilidades en tu casa es común desaparecer por un tiempo, pero es parte de cuidar nuestra salud mantenernos en contacto con familiares y amigos, para tener una vida más estable, de esa manera estaremos mucho menos estresados.

Salud